Reynaldo Sietecase y su curiosa vocación por la poesía


Si, ya se. Sietecase, el de la radio y la tele. Pero no. No hay caso, señora. Sietecase es Sietecase. Completito, con tomate, lechuga, jamón, morrones. Y Campari, por supuesto. Vea usted: Sietecase, hace algo más de 20 años escribe y vive, que es lo mismo. Si, dirá usted. “Yo lo leía, en Página y Rosario 12, y ahora lo leo en Crítica”. Pero fíjese señora, revuelva en Corrientes, en esas hermosas librerías que aún subsisten, y pida, sin miedo “Cierta curiosidad por las tetas”, “Instrucciones para la noche de bodas”, “Fiesta Rara”. Seguro que el librero la entiende. Me confieso: Yo también lo conocí por los medios modernos. Pero el libro, ese medio clásico, me lo dio a conocer de otra manera. Lo leí, como se lee a un amigo que todavía no es pero que se sabe que será. Y me conmovió. Ese tipo hablando sin vulgaridades, con musicalidad, y con pasión, del culo, de las tetas y, por supuesto, de la mujer más deseada (la del prójimo). Y claro, no es para menos, un día lo contacté, para hacerle una nota para una revista que, por falta de fondos, nunca salió. Y con la energía de quien se siente poeta me dijo: Claro, pasate por la radio. Y con un amigo fuimos juntos a entrevistarlo. Y después, la amistad de quien se sabe en esencia, similar. Porque la charla anduvo pro sus libros más viejos, y los más nuevos (Hay que besarse más, Un crimen argentino, y Pendejos) pero anduvo en realidad por la vida, por el espíritu del poeta. Y el, con su espíritu desinteresado, escribió la contratapa de mi primer libro y me presentó a su amigo, el mítico poeta Mario Trejo (hoy otro padre para mi). Si, señora, Sietecase. Ya se que lo leía en Página y Rosario 12, y que ahora lo lee en Crítica. Pero le repito. Revuelva en Corrientes, en esas hermosas librerías que aún subsisten, y pida, sin miedo “Cierta curiosidad por las tetas”, “Instrucciones para la noche de bodas”, “Fiesta Rara”. Y sino vaya a alguna más moderna y pida los nuevos, igual de buenos. Seguro que el librero la entiende. ¿o no?

3 comentarios:

jskiar dijo...

ejeeeeee amigooo , muy bueno el post che ,
te dejo un abrazoooooo

Shulian, de este lado de rivadavia

hada nocturna dijo...

Cuanta gente interesante que, aunque no conozcamos, nos acercas un poquito con tus palabras. Ciertamente no creo poder encontrar estos libros en mi ciudad… (que lástima). Quizás el futuro me tenga preparada una huída hacia esas tierras, desconocidas por mi.

Un beso

Pao dijo...

La verdad es que disfruté bastante la poesía de Sietecase, en "Cierta curiosidad por las tetas".

Propiciar el acaso..

Salud por la poesía!